10 de junio de 2006

Concetración 10-J de la AVT: Según Sergio

¿Bicolor o tricolor?

Que nadie me tome por un guerracivilista. Ni nada parecido, ni mucho menos. Pero creo que a casi todas las manifestaciones que he ido con el Manifestómetro, o hay banderas bicolor (o sea, rojigualda), o tricolor (o sea, republicanas). Y los hay que las defienden con demasiado entusiasmo. O será que yo soy un paranoico y me lo parece.

Ayer
fue, efectivamente, de los que tocan más rojigualdas.

Gente, banderas y Zapasuno

Y la verdad es que 200.000 personas aproximadamente está muy bien, no nos vamos a engañar. Además, la organización fue muy buena y la concentración se llevó acabo sin casi problemas. Y los hubo, se solucionaron rápido. Al menos los que yo vi, como una señora mayor que debió sufrir un golpe de calor y que fue evacuada sin problemas.

Pero hay una parte de las reivindicaciones que no entiendo. Me parece muy legítimo lo de "Negociación, en mi nombre no", y con ciertos matices incluso lo apoyo. Pero no entiendo ese "Queremos saber la verdad".

¿Saber el qué?


¿Qué verdad? ¿Realmente hay indicios para asegurar que las cosas no fueron como se han contado? ¿Como están investigando los jueces? ¿Cuáles son esos indicios? ¿Quién los tiene escondidos?

Yo creo que más bien se basa todo en suposiciones. En no digerir la derrota electoral. En otras cosas. No se trata de saber la verdad. Y si se trata de eso, dejemos que hable la justicia antes de criticarla. Es lo correcto, desde mi punto de vista.

Tampoco me gusta que se insinúen ciertos idilios, igualmente indemostrables. Pero bueno, es un arma de la propaganda política y lo entiendo.

El idilio


Pero yo me quedo con lo de las banderas. ¿Tanto importan las banderas? ¿Más que las ideas? Pues seguro que para muchos sí. Para mí, por supuesto que no. Dirán que no soy un buen patriota y probablemente tengan razón. Pero me tengo que aceptar con mis circunstancias, así que apechugo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada